-Me has conocido en un momento extraño de mi vida.
"A todas ellas van también dedicadas estas páginas, con el extraño y alentador afecto que sólo es posible mantener entre personas que no llegan a conocerse nunca".

Soledad Puértolas, en el prólogo de Una enfermedad moral.

Ni arte, ni cultura.



Cuando el acero me traspasa el corazón

y se le llama fiesta,
y otra vuelta de tuerca.
Cuando el sadismo se convierte en tradición,
y la faena encesta,
y nadie se molesta.

Reincidentes, Grana y oro.

10 comentarios:

una locura, que para peor, no es de locos.
un saludo en la lejania.

 

Yo no estoy ni en contra ni a favor, si es cierto que nunca me gustaron las corridas de toros. Lo que sí que me ha gustado es tu blog, me quedo ok? :)

 

Odio tantísimo lo que les hacen a los pobres... Las corridas son tan horrorosas... Me cuesta ver los encierros, conque.
GRR
Mentalidad retrógrada la de este país, que mantiene una tradición que asesina animales.
Desde Marte
Mirna

 

Yo lo llamo hipocresía; en un país como España donde tanto se defiende a los animales, que si es malo abandonarlos... pobrecitos...
Joder, y luego cargándose a los pobres animales...
en fin u.u

 

cada vez que veo semejante estupidez me vuelvo loca. los mataría a todos.

 

"el hombre es un lobo para el hombre" nosotros somos los que más daño hacemos. muás

 

Oh Dios!
he hecho unos carteles con una amiga y los vamos a pegar en la plaza de toros de sevilla, estoy totalmente de acuerdo contigo..
No es tradición, es humillación
No es cultura, es tortura..

Besos :)

 

Hay que reconocer que es un arte, no todo el mundo se planta delante de un toro y muestra esa calma.
Pero una cosa no quita a la otra, me parece una tradición de lo mas sádica.

Un saludo!

 

Estoy muy de acuerdo, yo también creo que es una locura.

un beso!

 

Publicar un comentario

¡Gracias por tu tiempo!

Song of myself. XXIV

Unscrew the lock from the doors!

Unscrew the doors themselves from their jambs!
Whoever degrades another degrades me,
And whatever is done or said returns at last lo me.
Through me the afflauts surging and surging, through me the current and index.
I will accept nothing which all cannot have their counterpart of on the same terms.

Walt Whitman.